Almería, el partido clave

Este próximo lunes tenemos ante nosotros el partido que sin duda marcará nuestro futuro. Es la hora de la verdad, un todo o nada y la Romareda tiene que ser una olla a presión que lleve en volandas a nuestro equipo.

Ganar significa condenar al Almería al descenso, probablemente adelantar a Málaga y Osasuna en la clasificación y mantener a distancia al Hércules.
La derrota significaría descolgarse de la permanecia justo en el momento clave de la competición, cuando no se puede fallar.

TODOS A LA ROMAREDA, NOS JUGAMOS LA TEMPORADA !!!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *